19 de Julio del 2010
AUTOR
7332 visitas

 

Entrevista al Presidente de APICE Chile, Dr. Andrés Heerlein Lobenstein

 

................................................................................................................................................................................
Entrevista al Presidente de APICE Chile, Dr. Andrés Heerlein Lobenstein

Chile comparte con numerosos países problemas relacionados con la calidad de la educación superior, y en particular con la calidad de la  educación médica de pre y post-grado. Afortunadamente, el tema de la adecuada  acreditación de los programas y centros formadores ha ido recibiendo cada vez más atención  en los principales foros y reguladores de la educación superior, incluida la educación médica.

En los últimos años se han incorporado en el país normativas legales que están modificando en forma significativa el escenario en el que se desarrolla la educación superior. Así por ejemplo, la Ley de Aseguramiento de la Calidad de la Educación Superior (Nº 20.129)  promulgada en el año 2006 tuvo como consecuencia la creación de la Comisión Nacional de Acreditación (CNA).  La CNA  es un organismo público, autónomo, cuya función es verificar y promover la calidad de las Universidades, Institutos Profesionales y Centros de Formación Técnica y de las carreras y programas que ellos ofrecen. Para su mejor funcionamiento, la CNA ha decidido dividir su funcionamiento general en tres áreas principales, a saber: el área de la educación de pre-grado, la de post-grado general y una categoría especial, el área  del post-título médico. De esta forma, la acreditación de los programas y centros formadores  de las diversas especialidades médicas, primarias y derivadas, ha recibido un trato especial, considerando su complejidad e importancia.  La misma Ley Nº 20.129 prevé la formación de agencias privadas de acreditación de centros  y programas de especialidades médicas.  A partir del 2006 es la CNA el organismo que  debe autorizar legalmente a estas “agencias acreditadoras de centros y programas”,  supervisando su normal funcionamiento.

Preocupada por el problema de las especialidades médicas en Chile y los cambios que se avecinaban en la educación médica de post-título, la Academia de Medicina del Instituto de Chile invitó a mediados del 2005 a los  representantes de la Asociación de Facultades de Medicina de Chile (ASOFAMECH) , la Asociación de Sociedades Científicas Médicas de Chile (ASOCIMED) ,  el Colegio Médico de Chile A.G y de otras instituciones médicas del país  para discutir sobre este complejo tema. Se inició entonces un trabajo conjunto, donde estas instituciones  participaron activamente en  los procesos relacionados con la acreditación de centros y programas. Finalmente, y luego de un arduo trabajo, en Julio de 2007, se creó una Agencia Acreditadora de Programas y Centros Formadores de Especialistas Médicos (APICE) que se ciñe a las exigencias de la Ley de Aseguramiento de la Calidad de la Educación Superior. A partir de Marzo de 2008, APICE inicia sus funciones gracias al trabajo de un distinguido Directorio, nombrado por cada una de las instituciones socias.  En este momento la APICE ya posee la personalidad jurídica y la autorización de la CNA para poder iniciar su pleno funcionamiento como agencia acreditadora del post-título médico en Chile. En la actualidad hay sólo una  agencia que ha obtenido la autorización legal de la CNA en este campo. Esta es APICE , una agencia privada sin fines de lucro, fundada gracias a la colaboración de la gran mayoría de las  instituciones médicas chilenas.

Finalmente quiero destacar que la acreditación de centros y programas de formación de especialistas en medicina la inició en Chile la Asociación de Facultades de Medicina (ASOFAMECH) en 1980 - ¡ hace casi 30 años!-  y se mantuvo hasta Marzo del 2008, no sólo autorizando o desautorizando los programas, sino que también estableciendo estándares mínimos para numerosos programas de formación. Lo que ahora está cambiando es que el proceso de acreditación de programas está adquiriendo un respaldo legal, el que le ha sido encargado a agencias autorizadas, como lo es APICE. Estamos seguros que todo este desarrollo es producto del esfuerzo mancomunado de la comunidad médica y académica nacional,  y que va a permitir un efectivo aseguramiento de la calidad de la educación médica del post-título en nuestro país. Celebramos  la llegada de APICE y confiamos en que tanto esta agencia como  la comunidad médica, científica y académica nacional sabrán responder responsablemente a los grandes desafíos que deberemos enfrentar.

Muchas Gracias
Prof. Dr. Andrés Heerlein L
Presidente
APICE

 

[[ATRAS]]